JIFFY
Growblocks

Solución de alto rendimiento todo en uno

Un medio y un recipiente todo en uno: el Jiffy Growblock es la principal opción para todos los cultivadores de flores cortadas y los horticultores que usan sistemas hidropónicos, invernaderos u otras aplicaciones de semilleros. Y gracias a la poda aérea, un mejor control de la temperatura y la versatilidad, los Jiffy Growblocks generan plantas más saludables y fuertes.

Malla de PLA
Reducir el uso del plástico en los envoltorios y la producción es una cuestión de ámbito global y en Jiffy intentamos disminuir el uso de plásticos en nuestros medios de cultivo. En 2019, Jiffy dejó de usar los plásticos de PE y PP y empezó a usar la malla de PLA para fabricar todos los Jiffy Growblock y todas las pastillas. Para todos los Jiffy Growblocks ahora se utilizan mallas de PLA. Se fabrican de ácido poliláctico (PLA), una alternativa al plástico basado en el almidón de maíz. Las mallas de PLA son mallas de fibras finas y ligeras, biodegradables y compostables en condiciones industriales controladas. Están certificadas de acuerdo con la norma europea EN13432.  Jiffy se preocupa por el medioambiente y se esfuerza por ayudar a sus clientes a cultivar productos de forma sostenible o renovable.

Jiffy Growblocks

El Jiffy Growblock contiene un sustrato 100 % de coco, certificado por RHP, y se suministra como una placa seca dentro de una malla. Es extremadamente eficiente tanto para el transporte como para el almacenamiento. Cuando se añade agua, la placa se hincha en un bloque o una losa, lista para propagar o cultivar sus plantas y es contenida por la malla para mantener el medio unido y el invernadero limpio. Los Growblocks pueden pedirse en una amplia escala de tamaños, con o sin orificios para las semillas, en función de sus necesidades particulares.

  • Mayor rendimiento
  • Plantas más fuertes
  • Ahorro de tiempo y trabajo

El sustrato de coco purificado y estabilizado se selecciona cuidadosamente en la propia planta de producción de Jiffy para proporcionar una capacidad máxima de retención del agua de un 60-75 %. La porosidad de un 20-35 % rellena de aire garantiza tasas de difusión de oxígeno óptimas en la zona de las raíces. El proceso de producción del Jiffy Growblock permite a los cultivadores adaptar cualquier aplicación de fertilizantes con una serie de niveles de conductividad eléctrica y de pH. El sustrato de coco es un sustrato renovable y respetuoso con el medioambiente y no supone ningún problema a la hora de desecharse, además, la malla está fabricada con PLA. Los Jiffy Growblocks funcionan perfectamente en combinación con Jiffy Growbags.

Bump-up

Los propagadores de viveros profesionales y los cultivadores de plantas de parterre pueden ahorrar tiempo y dinero con los tapones Bump-Up. Los tapones contienen un 100 % de sustrato de coco certificado por RHP, de fabricación propia de Jiffy, y se suministran secos y comprimidos para ahorrar en la logística de transporte y almacenamiento. Específicamente diseñados para enraizar tres o más esquejes en un solo paso, Jiffy Bump-Up puede generar directamente un posible ahorro de mano de obra de hasta un 27 %.

  • Libre de turba
  • Ahorro de tiempo
  • Impulsados por soluciones

El tapón Bump-Up está compuesto por un bloque que sirve de medio y recipiente, ideal para que los propagadores de semilleros trasplanten esquejes de madera blanda que más tarde pueden ser trasplantados a un recipiente más grande. Los cultivadores de plantas de parterre pueden plantar tres o más esquejes en un Bump-Up y posteriormente trasplantar de una sola vez varias plantas a su ubicación final como un parterre, un recipiente en el patio o cestas colgantes.

¿Necesita más información?

¡Póngase en contacto con nosotros!